Altos niveles de vulnerabilidad emocional afectan a adultos mayores de algunas comunas de la Región que están recibiendo acompañamiento telefónico de parte de estudiantes voluntarios, en virtud de un convenio entre Senama y la Universidad de La Frontera, del cual surgió el programa denominado “Hablemos estando en casa ¿Kümelekaymi?” que creó la Dirección de Vinculación con el Medio de la Facultad de Educación, Ciencias Sociales y Humanidades (FECSH).

Crisis de angustia, temor tanto a enfermar de covid-19 como a las estafas telefónicas y hasta alertas de suicidios se han advertido por parte de los 10 estudiantes de Trabajo Social y Psicología quienes están entregando contención socioemocional a cerca de 90 adultos mayores de Angol, Freire, Cholchol y Curarrehue, comunas altamente pobladas por personas de la tercera edad.
“Ha sido una experiencia muy enriquecedora porque hemos logrado ser un aporte en este contexto tan difícil de la crisis sanitaria. Muchos de ellos se sienten solos y esperan nuestros llamados que son dos veces a la semana porque requieren de esta compañía aunque sea telefónica”, comenta Camila Muñoz, participante del programa, quien sostiene que se han generado vínculos afectivos, por lo que la intención es que el programa pueda seguir vigente hasta fin de año.
Según Juan Manuel Fierro, decano de Educación y Humanidades de la Ufro, sostiene que “esta iniciativa es uno de los tantos trabajos que como universidad estamos haciendo con la comunidad regional en el contexto del coronavirus”.

LAS CONSULTAS

A su juicio, “las consultas que habitualmente hacen las personas mayores que están dentro del programa se refieren a beneficios y ayudas sociales, también mucha ayuda y orientación para solucionar problemas de salud. Hay personas que también manifiestan problemas de soledad, que no pueden conciliar el sueño, que se encuentran en estado de abandono o en situaciones muy angustiosas que requieren que su caso se ponga en contacto con entidades que los apoyen permanentemente”, señala.

Dentro de las dificultades a nivel socioemocional más recurrentes de este grupo de la población según lo advertido por los participantes en el programa está la angustia por encontrarse solos (40% de las consultas), alertas de suicidio (5%) y también problemas para conciliar el sueño, el miedo al Covid- 19 y a ser estafados telefónicamente.

Desde una perspectiva social, las principales consultas se refieren a los beneficios sociales (86%). El programa, además de entregar apoyo psicológico y seguimiento, funciona integrado con otras instituciones, de modo 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?